Clientes. El Recibidor, mobiliario, estilo de vida y mucho Mid Century

revista sobre mesa

muebles decoración

 

Cuando dices que te dedicas profesionalmente a escribir, la cuestión en sí queda muy difusa, muy en el aire. “Escribes entonces eres escritora. Escribes libros”. Sí, en el fondo esa es la idea, ese es uno de mis grandes sueños pero mientras llega el libro (o los libros) escribo y narro la historia de muchos, de quienes confían en mí y me dejan contar sus historias. Sobre ellos, sus proyectos, sus marcas, sus sueños, sus logros, sus valores… Sobre ellos hablo. Esa es mi profesión: Storyteller y creadora de contenidos. Y como os he venido contando, mis clientes son ellos, en este caso: El Recibidor, mobiliario, estilo de vida y mucho Mid Century.

Gustándome como me gusta y apasionándome como me apasiona la arquitectura, el interiorismo, la decoración, el mobiliario y el diseño, lo nuestro debía suceder. Esos match inesperados que surgen y que calan.

¿Cómo surgió lo nuestro?

Todo se remonta a The Home Hunter. Muchas de mis historias profesionales nacen con ellos, con Tessa especialmente. Tessa me tiene en mente y me recomienda en muchas ocasiones. Ya han habido varios clientes que han surgido a raíz de ella y sino clientes, relaciones de esas tan fantásticas y enriquecedoras. El claro ejemplo del boca – oreja de toda la vida. Con Tessa trabajamos con Juanjo de Casa Murray para un proyecto de The Home Hunter y tras ello, mantuve el contacto con Juanjo hasta que un día me invitó a encontrarnos en El Recibidor para recoger una lámpara que le habíamos comprado. No sabía muy bien donde iba, no me había informado previamente (mal) pero… a veces no ir demasiado preparada a según qué encuentros y/o reuniones, tiene lo suyo y en mi caso, ir sin idea ni expectativas, me trajo maravillas. (En el fondo yo solo quería que mi lámpara funcionara pero me llevé más que eso).

 

1. Descubrir un sitio maravilloso, un proyecto TOP de interiorismo, decoración y mobiliario (en concreto del Mid Century, El Recibidor está especializado en ello)

Los fundadores de El Recibidor nacieron en los 70, les fascinan los 50 y el buen rollo de los años 60. Apasionados por el diseño Mid Century Modern, crearon El Recibidor en 2012 y hasta 2017 estuvieron en Sant Antoni, momento en que su crecimiento les hizo trasladarse donde están ahora, en Calabria 85. Un espacio en el que se puede encontrar una cuidada selección de piezas, ofrecidas en un estado impecable recuperando el esplendor del primer día. Mobiliario, iluminación y objetos decorativos originales de la época (clásicos del diseño pero también rarezas poco vistas) así como una selecta gama de nueva creación con esencia de otros años.

2. Encontrarme con gente maja. Los chicos de El Recibidor, lo son, doy fe. Podéis acercaros y comprobarlo. Os recibirán en su casa, más que encantados.

 

3. Una posible colaboración para escribir en su blog.

espacio decoración interiorismo

 

Y sí, así empezó todo. Vas a buscar una lámpara, conversas un rato con un colega de profesión, te presenta El Recibidor, con quienes él ha trabajado haciéndoles el diseño del espacio y el interiorismo además de asesorarles en cuanto a producto,  y terminas con trabajo. ¡Bingo!

Y desde entonces escribo para su blog, El Living de El Recibidor. He de admitir que al principio el trabajo supuso un gran reto para mí (la gran mayoría de los trabajos lo son en realidad) pero aunque me apasione e interese mucho el mundo del mobiliario y el interiorismo, mi conocimiento del Mid Century en concreto no era demasiado amplio en ese momento (soy aficionada, que no especialista) por lo que escribir para ellos fue y es sin duda challenging.  Como también lo es, y esto es algo que sucede siempre y que me encanta hacer, adaptarme al tono, a la voz del cliente. Quizá mi modo de escribir sea más romántico que divertido (muy a grandes rasgos). Escritura emocional para conectar con el lector. Eso no significa que ser divertido, fresco y desenfadado no vaya a conectarte con el lector, todo lo contrario, pero lo haces desde otra emoción y es una que excepto en mi blog y en ocasiones contadas, pongo poco en práctica. Pues bien, con El Recibidor eso ha cambiado. Con ellos lo trabajo y desarrollo cada mes y he descubierto que me encanta ser canalla, fresca, espontánea. Ha surgido solo. Supongo que lo llevaba dentro…

Os animo a visitarlos, tanto en persona (son 500m de mobiliario maravilloso y de ensueño además de piezas y objetos de decoración), como en su web y por supuesto en el blog. Este fue el primer post que hice para ellos, el resto, son los que le siguen, desde entonces hasta el día de hoy. Clientes. El Recibidor, mobiliario, estilo de vida y mucho Mid Century.

Y os animo también a contactarme si creéis que puedo ayudaros con vuestra marca. Si necesitáis ayudado creando contenidos, será para mi un placer verlo juntos. Podéis escribirme a hola@annalfaro.com y podéis ver más sobre mi trabajo y servicios en este apartado de mi web.

 

pared blanca con cuadros blanco y negro

Todas las imágenes son de El Recibidor

Comment

There is no comment on this post. Be the first one.

Leave a comment